Mi querido caballo
494
post-template-default,single,single-post,postid-494,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,qode-title-hidden,side_area_uncovered_from_content,qode-theme-ver-11.0,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive

Mi querido caballo

Un hombre estaba sentado tranquilo, leyendo el periódico, cuando su mujer, furiosa, llega de la cocina y le pega con una sartén en la cabeza.

– ¿Pero, qué te pasa? – Exclama el marido totalmente aturdido
– ¡ Esto es por el papelito que encontré en el bolsillo de tu pantalón, con el nombre de “Marylou” y un número!
– Pero Cariño… ¿te acuerdas del día que fui a los caballos? Pues Marylou era el caballo al que aposté, y el número es cuánto estaban pagando por la apuesta.

Satisfecha, la mujer se retiró pidiéndole disculpas

Días después, estaba él nuevamente sentado tranquilo, cuando recibe otro golpe, pero esta vez con la olla a presión.

Atontado por el impacto apenas puede exclamar:
– ¡Pero se puede saber qué te pasa ahora!
– Nada, cariño. Tu caballo al teléfono.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Cargando…
Tags:
No Comments

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies